El desafío del glucómetro en el Apple Watch

En los últimos tiempos, he escuchado en varios podcasts y he leído en algunos textos que en un futuro cercano, el Apple Watch incluirá un sensor no invasivo para medir la glucemia, lo que sería una auténtica revolución, ya que no sería necesario realizar controles invasivos de glucemia. Sin embargo, en mi opinión, no creo que sea tan sencillo. En esta entrada, te explicaré por qué.

Se observa 3 apple watch en la presentación de dichos productos por Tim Coock


¿Que es la diabetes?


Antes de entrar en detalle sobre por qué creo que no será tan sencillo, me gustaría explicar brevemente qué es la diabetes mellitus y los diferentes tipos de diabetes que existen. De esta forma, podrás tener una mejor comprensión del contexto y la importancia del control de la glucemia.

De forma muy resumida la diabetes mellitus es una enfermedad crónica que afecta la forma en que el cuerpo utiliza la glucosa, el principal tipo de azúcar en la sangre. La insulina es una hormona producida por el páncreas que ayuda a que la glucosa de los alimentos ingrese a las células del cuerpo para usarse como energía. En la diabetes, el cuerpo no produce suficiente insulina o no la usa adecuadamente, lo que causa un aumento de los niveles de glucosa en la sangre. Esto puede provocar una serie de complicaciones graves de salud a largo plazo, incluyendo enfermedades cardiovasculares, neuropatías, daño renal, problemas de visión y otros trastornos.

Existen varios tipos de diabetes, cada uno con diferentes causas y factores de riesgo. Aquí te explico brevemente los tipos más comunes:


  • Diabetes tipo 1: Este tipo de diabetes se debe a una destrucción autoinmunitaria de las células beta del páncreas, que son las células que producen insulina. Como resultado, el cuerpo no puede producir insulina y los niveles de glucosa en la sangre aumentan. La diabetes tipo 1 suele aparecer en la infancia o adolescencia y se desconoce su causa exacta.



  • Diabetes tipo 2: La diabetes tipo 2 es la forma más común de diabetes. Se debe a una combinación de factores genéticos y ambientales, como la obesidad, la inactividad física y la mala alimentación. En la diabetes tipo 2, el cuerpo no produce suficiente insulina o no la utiliza de manera efectiva.



  • Diabetes gestacional: La diabetes gestacional ocurre durante el embarazo y afecta alrededor del 2-10% de las mujeres embarazadas. Se debe a cambios hormonales y a menudo desaparece después del parto. Sin embargo, las mujeres con diabetes gestacional tienen un mayor riesgo de desarrollar diabetes tipo 2 en el futuro.



  • Otros tipos de diabetes: Hay otros tipos de diabetes menos comunes, como la diabetes monogénica (causada por una mutación genética), la diabetes asociada a enfermedades del páncreas, y la diabetes inducida por medicamentos.



Es importante señalar que la diabetes tipo 1 y tipo 2 son trastornos crónicos que requieren un manejo cuidadoso y continuo de la glucemia para evitar complicaciones graves de salud.



¿Cuales son los métodos actuales que se utilizan para el control de la glucemia?


Existen varios métodos actuales para el control de la glucemia, que van desde la medición de glucosa en sangre hasta el monitoreo continuo de glucosa. Aquí te explicamos algunos de los métodos más comunes:
  • Medición de glucosa en sangre: Es el método más común y se realiza pinchando el dedo para extraer una pequeña muestra de sangre que se coloca en un medidor de glucosa. Este método proporciona una lectura de los niveles de glucosa en un momento específico y se utiliza para realizar ajustes en el tratamiento.



  • Monitorización continua de glucosa (MCG): Este método utiliza un sensor implantado debajo de la piel para medir continuamente los niveles de glucosa en el líquido intersticial. Los datos se transmiten a un dispositivo receptor que muestra las lecturas en tiempo real y se utiliza para hacer ajustes en el tratamiento.



  • Monitorización de la glucosa en el líquido intersticial (MGLI): Es un método similar al MCG, pero utiliza un dispositivo portátil que se adhiere a la piel y se retira después de un tiempo determinado. Se utiliza para evaluar los niveles de glucosa durante un período de tiempo más largo.



  • Análisis de hemoglobina A1c (HbA1c): Es un análisis de sangre que mide los niveles promedio de glucosa en sangre durante los últimos tres meses. Se utiliza para evaluar el control de la glucemia a largo plazo.



En general, los métodos actuales para el control de la glucemia son efectivos, pero pueden ser invasivos o incómodos para algunas personas. Por esta razón, la búsqueda de métodos no invasivos y más cómodos es un área de investigación en constante evolución.

La importancia de la correcta administración de la insulina y sus consecuencias.


La insulina es una hormona producida por el páncreas que ayuda a regular los niveles de glucosa en la sangre. En los pacientes con diabetes insulinodependiente, el cuerpo no produce suficiente insulina, por lo que la administración de insulina es esencial para controlar los niveles de glucemia.

Es importante que los pacientes con diabetes insulinodependiente sigan las instrucciones de su médico para administrar la insulina de manera adecuada, ya que una administración inadecuada puede tener consecuencias graves a corto y largo plazo.

A corto plazo, una administración inadecuada de la insulina puede llevar a niveles elevados o bajos de glucosa en la sangre, lo que puede causar síntomas como mareos, confusión, sudores, temblores, y en casos graves, coma o convulsiones.

A largo plazo, el mal control de la glucemia puede tener consecuencias graves para la salud, como enfermedades cardiovasculares, neuropatía, retinopatía y nefropatía, entre otras. Además, una administración inadecuada de insulina puede llevar a complicaciones como la formación de cicatrices o lipodistrofia en los sitios de inyección.


El desafio del control de la glucemia de forma no invasiva


Aunque se han investigado y desarrollado varias alternativas para el control no invasivo de la glucemia, actualmente no existen métodos confiables y precisos para medir los niveles de glucemia de manera no invasiva. Esto se debe a que la medición no invasiva de la glucemia es un desafío técnico complejo debido a varios factores:
  • La glucemia en sangre cambia constantemente: La glucemia en sangre varía a lo largo del día y también puede verse afectada por varios factores, como la actividad física, la alimentación, el estrés y la medicación. Por lo tanto, cualquier dispositivo de medición no invasiva debe ser capaz de proporcionar una medición precisa en tiempo real.



  • La piel y los tejidos interfieren con la medición: La piel y los tejidos debajo de la piel pueden afectar la medición no invasiva de la glucemia, ya que pueden bloquear la señal o interferir con la medición.



A pesar de estos desafíos técnicos, se han investigado varias alternativas no invasivas para el control de la glucemia, como la espectroscopía de infrarrojo cercano, la espectroscopía Raman, la espectroscopía fotoacústica, el análisis de aliento y el análisis de sudor, entre otros. Aunque algunos de estos métodos han demostrado resultados prometedores en estudios preliminares, aún se requiere más investigación para validar su precisión y utilidad clínica.

¿Y porqué pienso que no tendremos el Apple Watch con sensor para el control de glucemia?

Ya os he contado qué es la glucemia, cómo se mide y los desafíos que presenta el control no invasivo de los niveles de azúcar en la sangre. También he hablado sobre la importancia crítica de una correcta administración de la insulina para los pacientes diabéticos. Ahora, me gustaría explicar por qué creo que es poco probable que Apple lance un Apple Watch con medición no invasiva de la glucemia en el corto plazo.

Hay varios retos para que una empresa tecnológica como Apple se adentre en la industria de las farmacéuticas para ofrecer un dispositivo de control de la glucemia. El principal reto es:
  • Fiabilidad y precisión: La medición de la glucemia es crítica para el control de la diabetes. Cualquier dispositivo que pretenda medir la glucemia de manera no invasiva debe ser altamente confiable y preciso, lo que significa que debe proporcionar resultados precisos y coherentes en diferentes circunstancias y condiciones. Las empresas tecnológicas tendrían que invertir en la investigación y el desarrollo para garantizar la fiabilidad y precisión del dispositivo.


El mayor problema que veo con la medición no invasiva de la glucemia es la precisión del dispositivo. Un error en la precisión de la medición podría tener consecuencias graves, incluso la muerte de una persona. Esto se debe a que un diabético se administra una cantidad determinada de insulina en función del nivel de glucemia que muestra el dispositivo.

¿Se arriesgaría Apple a recibir demandas de los usuarios debido a la falta de precisión en las mediciones de glucemia? Personalmente, creo que es poco probable.

Hay varias empresas, incluyendo gigantes como Abbott, que actualmente investigan y ofrecen productos para el control de la diabetes. Sin embargo, hasta el momento ninguna de ellas ha logrado desarrollar un método de medición no invasivo de la glucemia.

Creo que a largo plazo si conseguirán añadirlo en el apple watch, pero a corto y medio plazo no. Y ¿qué opinais ustedes?



Comentarios